domingo, 4 de mayo de 2014

Condena

Sin saber cometí el peor crimen,
el de amarte… Fría, oscura y solitaria prisión a la que
yo mismo condene mi alma.